De atléticos a indios y colchoneros, pasando por atletistas

"Y usted, no pise ese Escudo..."
Luis, presidente de honor

domingo, 5 de octubre de 2008

El patio de mi Casa

Es particular. Tan particular que ningún patio de otra casa tiene una sentencia sobre apropiación indebida a su chepa. Tan particular, que es un terreno gafe, y hay que pulirlo a pelo. O a peluca, que viene a ser parecido. Tan particular, que es pa partirse el cular, si uno no fuera el inquilino. Porque dueño, es otro. Ya sabeis, el que pone el parné. Jodido sistema, que te trata como cliente sin poder, ni siquiera pensar, en mudarte a otra competencia con menos puñalás. No digo más réditos, ni más orgasmos; sino menos cruzadas de cara. Pues hemos elegido por unanimidad e inacción, que rija nuestros designios uno de cara cruzá. Así le cayó desde las manos de su progenitor, y así se lo irá pasando a su descendencia. Un juguete roto, al que le arreglas una rueda y se jode el carburador. Un legado famigliar, fruto de un atraco con tintes de violación, al que los civiles y militares cerraron sus ojos. O miraron a otro lao. En cuya sección de maternidad, va dejando más abortos que niños. Mientras el violador saca chequeras marca acme pa invitar a silencios, y la pléyade de civiles y militares le palmean la espalda por aquél polvo a lo bestia que la echó en un funesto callejón llamado 1987. ¡Cómo se la tiró!. Con que fuerza bruta. ¡Cuánto gritaba la furcia!. ¡Qué machote...!

En el patio de mi Casa, no se puede decir “cómo está el patio”. Na más que pa mentar si hay mucha chiquillería en la Plaza el día de diploma, o jalear al equipillo de turno que a duras penas se forma ya entre los de la misma escalera. Y pa silbar a la portera, o al sintecho nº 13. Que, junto con el empedrao, es la cizaña que se come los campos de trigo y amapolas. En ese patio, el señor Nohagopodio es el que parte el bacalao. Dá de comer al hambriento, y de beber al sediento. Lleva la caja de caudales, y rinconetes, cortadillos y sumisillos, damos loas por las cuatro esquinas de permanecer bajo el abrigo de su manto protector. No hay mañana que no se eche un rezo al Cristo de los Prescritos, porque el don haya salvao el patio de la desaparición. Con tó, los hay que se quejan de hurgar en los estercoleros en pos de unas mondas de plátano. ¡Los muy desagradecidos!. No tienen ni pvta idea. ¡Con lo que lleva gastao el señor Nohagonipodio, por que el patio no esté más liquidao que la concejalía de roca...!

Desde el patio de mi Casa, que es también la tuya, apenas se ve el sol. Lo cierran caserones de peculiares nombres. El que está orientao al sur, dicen que se llama “Recalificación”. El del este, “Deuda”. Por el oeste, “Incompetencia”. Y mirando al norte, pa no perderlo, “Vergüenza”. Son construcciones tan altas, que están a un tris de enganchar con las nubes. Dejan pasar, de equinoccio a solsticio, un débil rayo de luz. Va a parar envuelto en tanto brillo como humo a una de las esquinas del empedrao. Y allí, nos arrejuntamos tantos, que acabamos frotandonos los paquetillos y los mondongos sin orden ni concierto. Organización, clama una voz. ¡Y un huevo, con lo que ha costao!, responde otra. Y soñamos con orgías de balones, levantando copas fuera de interné, y matandonos a abrazos entre gentes conocidas y desconocidas. Nunca una comunidad de vecinos corrió tanto tras el palo con la zanahoria. Jamás a una sociedad se le dieron tantos palos mientras perdía el resuello tras ella. No llegará en cien testamentos quien le tosa al señor Nohagonipodio. Pues es el, con su palo y su zanahoria, el único que puede darnos de comer. Quien evitó nuestro aniquilamiento. El que al menos logró que se nos llamara pupas o patéticos, en vez de cadáveres.

Si no os lo creeis, consultad la sección “Historia”, en la guía espiritual de la web-SAD. ¡Ah!, ¿qué no hay sección de Historia...?. Mejor.

Mueran las viejas escrituras.

¡Viva el nuevo testamento!

N U N C A T O R R E N T I A N O S.

8 comentarios:

fernando dijo...

la historia no existe para muchos en el Atleti. Y no sólo en la dirigencia sino entre los aficionados. Algunos no saben ni quien es Arteche. ...

un abrazo

Sergio Medina dijo...

Y Cerezo no estaba ni en el palco. No les interesa ni representar al equipo ya en los grandes estadios porque a los pequeños tampcoo iban antes.

David CUERVO75 dijo...

Sergio, ami, mas que al cuchara, me gustaría saber donde está gilmar....esa es la clave, que el señor delincente nos de una explicación. Saludos.

Anónimo dijo...

Eso digo yo, a quien le puede importar que este Atleti tenga como historia la peor primera parte de su HISTORIA.

.... de Oso

arturo dijo...

...con tus textos suelo disfrutar que te RILAS...pero este me a puesto de peor mala hostia de la que ya tenia...
NI OLVIDO NI PERDÓN...
...que tengas una gran semana Lobo...

Billie dijo...

Bueno, pues el día del Madrid, después de lo del Barça... ya lo único importante es ver cómo de grande es el tifo. Perdón, y animar al equipo siempre, nunca pitar ni al equipo ni a la directiva, al mister sí se puede y así Cerezo se rie y ya tiene excusa. Asco de afición.

miguel diaz dijo...

El comportamiento de los jugadores en barcelona fue indignante, pero más indignante aún es escuchar a más de un barbilampiño atlético decir que al calderón se viene a animar. Ni puñetera idea de lo es el Aleti unos y ni puñeteras ganas de saberlo los otros. un abrazo. miguel

apache64 dijo...

Entre todos los que se han exiliado, y los que miran para otro lado, nos hemos convertido en una aficion complaciente y conformista.
No hables en contra , y si no animas te llaman vikingo.
Derbi pasado en el calderon 0-3, acaba el partido y la gente cantando el himno, coño habria que haber llenado el Calderon de almohadillas y pañuelos.
Hemos perdido toda nuestra identidad, intentemos recuperarla.
Un saludo a todos.